Novedades

Entrevistas y noticias que reflejan nuestra trayectoria y nuestro compromiso en brindar lo mejor en servicios de limpieza.

La vitrocerámica es una de los lugares más concurridos en la mayoría de las casas. Diariamente se utiliza para cocinar y eso provoca que sea uno de los mayores focos de infección de nuestros hogares, llegando a generar malos olores y pudiendo deteriorarse si no la cuidamos.

Estos son algunos consejos sobre cómo limpiar la vitrocerámica

En primer lugar, con el objetivo de eliminar las manchas más superficiales y retirar los restos de comida que haya, debemos realizar una limpieza superficial utilizando una rejilla humedecida, así, además, podremos identificar cuáles son las manchas más complicadas y empezamos a reblandecerlas.

El siguiente paso será eliminar las manchas más exigentes y, para ello, lo más recomendable es aplicar un producto específico para ello. Si bien hay otros métodos, como la utilización de bicarbonato o vinagre blanco, no son tan efectivos como los productos destinados a esto en concreto. Al igual que antes, lo llevaremos a cabo usando una esponja, de forma que no se dañe el cristal.

Si después del paso anterior aún quedan restos de manchas que no han sido eliminadas, ha llegado el momento de utilizar una espátula. Con mucho cuidado, para que no se raye la vitrocerámica, debemos agarrarla con fuerza y en un ángulo de aproximadamente 30º, de forma que podamos retirar las manchas restantes. Tras la limpieza, podemos mejorar la imagen de nuestra vitrocerámica aplicando una mezcla de agua y vinagre por todos los rincones. Tras aplicarlo y secarlo podremos ver cómo muestra mucho más brillo y parece más nueva.

¡Contamos con ustedes! ¡Cuenten con nosotros!

 
 
Servicio de Limpieza para EmpresasServicio de Limpieza de OficinasServicio de Limpieza para ConsorciosPrograma de garantía de calidad
 
 
Trabajar en Limpiarte
 

Tel: (11) 5353-9836   |    info@limpiarte.com.ar
Arcos 2215 1º Piso Of 102 CP1425 Ciudad Autónoma de Buenos Aires